Saltar apartados
  • UA
  • veu.ua.es
  • El mar nos aguarda. Reseña de La Marea por Jorge Ruipérez Puentes

El mar nos aguarda. Reseña de La Marea por Jorge Ruipérez Puentes

La marea. Y los peces salieron a combatir contra los hombres.

La Marea. Aula Teatro UA 2016Creación colectiva con textos de Angélica Liddell.
Dirección: Iván Jiménez.
Intérpretes: Ade Alcahud, Luis Caballos, Lola Cantó, Guiomar Domínguez, Manolo Flórez, Noelia Linares, Sara Marco, Susana Martínez, Lucas Montiel, Àngela Navarro, David Pacheco, Fran Peris, Mauro Pons, Ángela Rodríguez, Chari Sansano, Pablo Sendra. Iluminación: Jordi Chicoy.
Vestuario: Joan Miquel Reig.
Espacio sonoro: Lucas Montiel
Una producción del Aula de Teatro de la UA.
17 de mayo de 2016. Paraninfo de la Universidad de Alicante.

El mar nos aguarda

Por Jorge Ruipérez Puentes

Subrayar el enorme interés que despierta el teatro fuera de los límites de lo profesional es incidir en una obviedad. No en vano, Alicante cuenta con un vasto tejido de agrupaciones amateur y escuelas de teatro aficionado repletas de alumnos, entre las cuales el Aula de Teatro de la Universidad de Alicante cubre un espacio fundamental; lo demostró un Paraninfo abarrotado para el estreno de La marea, producción del Aula de Teatro que dirige Iván Jiménez.


Casi una veintena de actores dan vida a un trabajo que emerge sobre las tablas con la sugerencia, impacto y esteticismo propios de la escena más actual, de la que Angélica Liddell, cuyos textos dan alas y soporte a la creación colectiva del grupo, es una eminente representante. Y los peces salieron a combatir contra los hombres, pieza estrenada en 2005, –cuyo nombre subtitula este espectáculo–era ya entonces una brutal reflexión sobre el horror de quienes están obligados a buscar una vida mejor a bordo de una patera. El Aula de Teatro recoge ese texto y con gran acierto lo trae a la actualidad más acuciante: la tragedia de los refugiados. En ese sentido, si bien es innegable, texto en mano, que la profunda virulencia de la autora queda sustancialmente diluida, no es menos cierto que la dramaturgia se ve enriquecida con la narración de un drama concreto, el de una familia siria y su triste epopeya camino de las costas europeas. El tremebundo cántico de Angélica Liddell dialoga bien con la historia; ambas comparten la estupefacta –y no menos rabiosa– perspectiva de quien ve las playas llenas de cuerpos sin vida por televisión, del ciudadano que asiste a la construcción del relato político más interesado. Así, a la denuncia se suma la expresión artística de los alumnos, el teatro se vuelve una herramienta para plasmar su propio yo. Nada parece más propio para un ente como el Aula de Teatro.    


En esa línea, los actores construyen incluso sus interpretaciones a partir de sí mismos, no se percibe la voluntad de enmascararse tras un personaje; introducen el vocabulario sirio, pero lo usan con las maneras propias de su vida cotidiana; visten ropas vaporosas de aire oriental, pero sobre prendas que ellos mismos usarían. Un acierto, pues consigue que un pensamiento sobrevuele el patio de butacas: quienes suben en una patera no son distintos a nosotros. Y es entonces cuando los textos de Angélica Liddell se nos terminan de clavar en lo más hondo, generando remordimiento y miedo. Quizá estemos haciendo algo mal. A lo mejor llega un día en el que los peces, alimentados con los cuerpos de los ahogados salen del agua y se vengan del hombre.


La pieza se inserta bien en el lenguaje puramente contemporáneo. La dramaturgia de Liddell ayuda, por supuesto, pero también la naturaleza de la fábula creada por el grupo, con su división en escenas breves, múltiples personajes y variados espacios, obliga a Iván Jiménez a desembarazar el escenario de cualquier rigidez. Lo consigue. Los actores pasan de una escena otra con dinamismo, siempre ayudados por una estupenda música en directo. La escenografía es sencilla, solo unos paneles metálicos enmarcan el fondo de la escena, coronada por unos cubos de agua; sin embargo, una inteligente luminotecnia arropa a los chicos del Aula de Teatro, iluminados por luces que emanan de dentro de un paraguas, tablets, etc. Destaca, asimismo, un tenebrismo muy bien ejecutado, fiel aliado de los episodios performativos en el camino hacia el impacto del espectador. Lástima que hacia las escenas finales caiga el equilibrio y los textos de Liddell fagociten una historia que tenía nuestro interés, pero que además, en su desleimiento, hace caer el ritmo y las costuras se vuelven menos firmes al hilvanar el texto con lo físico y visual.      

      
En definitiva, no queda sino aplaudir la labor del Aula de Teatro Contemporáneo de la UA. Los fenómenos nuevos (¿nuevos?) como el de los refugiados tienen un gran aliado en el arte que, dándoles nombre y rostro, los hace existir más allá del relato periodístico. Resulta loable que por medio del teatro un colectivo universitario nos coloque frente a un drama que contradice los valores occidentales. Recorramos juntos ese camino. Tengamos fe en que el teatro, el arte en general, puede cambiar el mundo.

La Marea. Aula Teatro UA 2016 4
La Marea. Aula Teatro UA 2016 5
La Marea. Aula Teatro UA 2016 6
La Marea. Aula Teatro UA 2016 7
La Marea. Aula Teatro UA 2016 8
La Marea. Aula Teatro UA 2016 9
La Marea. Aula Teatro UA 2016 10
La Marea. Aula Teatro UA 2016 11
La Marea. Aula Teatro UA 2016 12
La Marea. Aula Teatro UA 2016 13
La Marea. Aula Teatro UA 2016 14
Banner La Marea

 

La Marea, Aula Teatro UA

 

 

VEU Revista cultural de la Universidad de Alicante


Revista Cultural VEU
Secretariado de Promoción Cultural y Lingüística
Universidad de Alicante
Carretera San Vicente s/n
03690 San Vicente del Raspeig
Alicante (Spain)

Tel: (+34) 96 590 9593

Fax: (+34) 96 590 3464

Twitter: https://twitter.com/culturaenlaua

Facebook: http://facebook.com/culturaenlaua

Google+: http://google.com/+Culturaenlaua

Para más información: informacio@ua.es, y para temas relacionados con este servidor Web: webmaster@ua.es

Carretera San Vicente del Raspeig s/n - 03690 San Vicente del Raspeig - Alicante - Tel. 96 590 3400 - Fax 96 590 3464